Beeping

Como limpiar una olla quemada

Como limpiar una olla quemada

Es muy común en hogares y restaurantes deshacerse de las ollas quemadas por dentro o por fuera. Como si esa suciedad no se pudiera retirar. Las buenas noticias son que, incluso en los casos más extremos, esos restos de óxido, comida seca y quemada se pueden quitar con cierta facilidad.

A continuación te mostramos cómo limpiar una olla quemada, tanto por dentro como por fuera. Además, estos trucos también sirven para sartenes y cacerolas.

¿Por qué se queman las ollas?

Lo más común es que nos despistemos y el fuego del gas o de la vitrocerámica caliente demasiado la comida o la propia olla.

En el caso de que sea la comida quien genere la mancha quemada, la razón se debe a que “se agarra” en la base de la olla, o rebosa por el borde y se empieza a quemar en la parte exterior.

Si hablamos de ollas quemadas sin restos de comida, la razón principal suele ser, por ejemplo si estamos hirviendo algo, que el agua se evapore y empiece a quemar la base de la olla, por dentro y por fuera.

Precauciones a tener en cuenta para limpiar una olla quemada

Lo primero de todo es no utilizar métodos de “fuerza bruta” para retirar el óxido o la mancha quemada. Hablamos de paletas metálicas, espátulas o cuchillos.

Tampoco es recomendable usar el clásico “nanas” o la parte áspera de un estropajo.

La razón para no hacerlo es que, si bien acabamos con la mancha, también podemos hacerlo con la capa antiadherencia del interior de la olla o el material ferromagnético de la base que la permite cocinar por inducción.

En el caso de que tengas que utilizar un estropajo, hazlo con cuidado y sólo en ollas metálicas, como las de acero inoxidable, hierro y cobre, o las de barro. Para las de cerámica o teflón, utiliza siempre la esponja. Y en el caso de una paleta para retirar comida, que sea de madera.

Cómo limpiar una olla quemada por dentro

Dichas las precauciones a tomar, vamos ya a hablar sobre cómo limpiar una olla quemada. En este caso por la parte interior.

¿Qué productos utilizar? Como en muchos otros casos de limpieza, es importante apostar por mezclas y soluciones naturales basadas en el agua.

Productos para hervir en agua

En los primeros tres ejemplos tendrás que hervirla en el interior de la olla con uno de los siguientes productos:

  • Una cucharilla de vinagre blanco o de cocina por medio litro de agua.
  • Una cucharilla de sal por esa misma cantidad.
  • Zumo de medio limón.

Sólo tendrás que llevar a ebullición esta solución acuosa y que cubra la zona quemada. Cuando llegue a hervir apagas el fuego y esperas una hora para que se ablande la comida, óxido o restos de la quemadura. Luego, vacías la olla y aclaras con agua. Si la suciedad que queda es muy gruesa, puedes usar una paleta de madera para retirarla. Si no, con la esponja podrás eliminar fácilmente los restos de suciedad.

Es posible que tras esta primera limpieza todavía quede algo de la mancha negra típica de una olla quemada. No te preocupes, puedes volver a realizar la misma acción para acabar con la suciedad definitivamente.

Productos para agua del tiempo

Para los dos siguientes productos no es necesario hervir el agua. Son el bicarbonato y las pastillas de lavavajillas. Sólo necesitarás colocar el agua en la olla con los productos y mezclarlos para conseguir una mezcla homogénea. En este caso hay que esperar un poco más para que surtan efecto: como unas dos horas.

Tras esto, como en el caso anterior, retiras la solución para limpiar la olla con agua, paleta de madera o esponja.

Cómo limpiar una olla quemada por fuera

Los métodos anteriores son válidos para la parte exterior de una olla, pero ¿cómo se aplican? Si la olla es pequeña y tienes una lo suficientemente grande para meter la primera, puedes mezclar las soluciones anteriores en el recipiente grande y meter la pequeña para que el líquido de limpieza cubra la mancha y actúe.

¿Sabías que un español de media dedica 6 horas a la semana a la limpieza? Eso es un día entero en un mes. ¿Estás seguro de que no le gustaría dedicar ese tiempo a otra cosa y dejar que otra persona se encargue de la limpieza? Nosotros podemos ayudarte con eso – Beeping es una sencilla plataforma de reservas online que te conecta con profesionales de la limpieza certificados y de confianza que harán el trabajo por ti.

Si no cuentas con ollas grandes, siempre puedes utilizar un barreño. Sólo tendrás que hervir agua para llenar el recipiente y añadir el vinagre, la sal o el limón.

Y si utilizas bicarbonato o pastillas para el lavavajillas, puedes crear una solución algo más pastosa para poder cubrir la zona quemada exterior.

Por último, queremos recordarte que debes añadir los productos naturales de limpieza en proporción a la cantidad de agua.

Comments are closed.