Beeping

Las Empleadas De Hogar Tienen Derecho A Paro 2021

Las Empleadas De Hogar

Durante muchos años, el de las empleadas del hogar ha sido un trabajo que se ha visto como precario hasta el extremo. En muchos casos, su actividad no era declarada a la seguridad social e incluso no tenían derecho a paro. Ahora todo ha cambiado, lo que hace aconsejable tener presentes a las empresas que se dedican a ofrecer empleadas del hogar para poder contratar de una forma sencilla sin incurrir en ninguna irregularidad.

Quién contrata

Hay que tener presente que cuando se contrata a una empleada del hogar, lo hace el titular de la vivienda. Es decir, la persona que va a pagar los servicios a la persona en cuestión es la que se hace cargo de ser el título del contrato o empleador, aún en el caso de que no tenga ningún tipo de actividad como empresario.


Esto supone una serie de pasos que hacen que muchas personas pueden sentirse desorientadas en el proceso. Para dar de alta esta relación laboral es fundamental que se sigan los pasos legales al respecto notificando la relación a la seguridad social y a las instituciones gubernamentales que procedan.


Asimismo, el importe de lo pagado y otros aspectos deberán estar en regla, por lo que se necesitará pagar IRPF y otros impuestos que siempre están presentes en la relación de cualquier trabajador con su empleador.
Es importante tener todo esto en cuenta, ya que las empleadas del hogar necesitan que el contrato esté completamente en regla para que puedan tener derecho a pago.

En caso de no hacerse bien, estas no verán reconocidos sus derechos, pero es que el empleador quedará expuesto a posibles sanciones por parte de las administraciones si se demuestra que han tenido contratadas a personas fuera del régimen legal que impone el marco laboral español.

Empresas de empleadas del hogar: la mejor solución

La situación anterior que hemos descrito puede ser un quebradero de cabeza para muchas personas. En la mayoría de los casos, recurrir a una empleada doméstica es algo que se hace por falta de tiempo para llevar a cabo las propias tareas en casa.
Es más, lo último que se deseará es tener que llevar a cabo una buena cantidad de trámites administrativos y de papeleo a la hora de contratar a una persona que tiene como objetivo descargarnos de las tareas domésticas.


Es por ello que una de las mejores soluciones es acudir a los servicios que prestan las empresas encargadas de llevar a cabo este tipo de tareas. Estas compañías suelen ofrecer a empleadas del hogar por horas e incluso por jornadas completas. Lo bueno es que son ellas las que contratan a las mismas y el usuario final solo paga por un servicio.

¿Sabías que un español de media dedica 6 horas a la semana a la limpieza? Eso es un día entero en un mes. ¿Estás seguro de que no le gustaría dedicar ese tiempo a otra cosa y dejar que otra persona se encargue de la limpieza? Nosotros podemos ayudarte con eso – Beeping es una sencilla plataforma de reservas online que te conecta con profesionales de la limpieza certificados y de confianza que harán el trabajo por ti.

Esta es una buena idea para eliminar el trámite de tener que dar de alta a una trabajadora de este tipo. Eso sí, lo primero que hay que hacer es asegurarse de que la empleada está contratada de una forma legal para que sus derechos no sean vulnerados de ninguna forma. Para ello, se debe solicitar a la empresa la información oportuna o acudir a cualquier instalación de la seguridad social para saber que la persona que viene a limpiar la casa cuenta con alta en el sistema y tiene reconocidos todos los derechos que le corresponden.


Con todo, tanto si se contrata por uno mismo como si se hace a través de una empresa, es importante tener en cuenta algunos aspectos como los que vamos a ver a continuación.

Detalles a la hora de contratar a una empleada del hogar

Es buena idea comenzar por una reunión con la persona que se quiere contratar o que la empresa ofrece. Es fundamental tener confianza en ella, ya que se trata de una persona extraña que va a estar en casa, muchas veces sin que haya nadie más.


Además, si se van a llevar a cabo actividades especiales fuera del mantenimiento del hogar como, por ejemplo, el cuidado de ancianos o de niños, es fundamental buscar una profesional que sepa de estos campos.
De nada vale contratar a una persona para todo y saturar sus capacidades con tareas que escapan de sus competencias, algo que solo nos llevará a quemar a la empleada o a recibir un mal servicio en los aspectos del trabajo que no domine.


Lo último que hay que tener en cuenta es establecer un periodo de prueba. Esto es completamente legal y muy importante especialmente en el caso de aquellas personas que tengan una relación laboral directa con los propietarios de la casa, ya que puede haber problemas de rendimiento desde el mismo momento de la contratación.

La importancia de contratar a una empleada de hogar con derecho a paro

Puede parecer algo obvio el que sea necesario que las personas dedicadas a las labores domésticas de forma profesional tengan derecho a paro, pero lo cierto es que el mensaje no ha calado de forma adecuada en la sociedad.


En muchos casos, aún se sigue prefiriendo hacer una contratación al margen de las leyes que configuran el mercado laboral para ahorrar unos pocos euros. La cantidad que se llega a evitar pagar es mínima y, por contra, a las empleadas domésticas se les hace un daño bastante grande.


Al mantener relaciones no declaradas, muchas veces siendo esta la única posibilidad que tienen de trabajar, dejan de tener derecho a baja laboral y a paro. En el momento en el que sobrevenga una situación en la que no puedan llevar a cabo sus tareas, estas profesionales dejarán de tener ingresos.

¿Sabías que un español de media dedica 6 horas a la semana a la limpieza? Eso es un día entero en un mes. ¿Estás seguro de que no le gustaría dedicar ese tiempo a otra cosa y dejar que otra persona se encargue de la limpieza? Nosotros podemos ayudarte con eso – Beeping es una sencilla plataforma de reservas online que te conecta con profesionales de la limpieza certificados y de confianza que harán el trabajo por ti.

Es por ello que las empleadas a las que se contrata de forma adecuada son profesionales más comprometidas con su trabajo y más satisfechas, ya que saben que cuentan con una cobertura legal en caso de tener problemas. Esto se nota en el rendimiento, algo que, a fin de cuentas, es lo que busca cualquier empleador sea del tipo que sea.


En definitiva, las empleadas del hogar tienen ya derecho a paro, algo que deben saber y respetar los empleadores.

Comments are closed.